sábado, 31 de enero de 2015

PRESBYOND® Laser Blended Vision



A partir de los 40 años de edad, la mayoría de las personas tienen una dificultad progresiva en leer o ver con claridad a distancias cortas. Esta pérdida de capacidad para enfocar los objetos cercanos se conoce como presbicia o vista cansada y aparece como un cambio normal en el ojo asociado a la edad.

PRESBYOND® Laser Blended Vision (desarrollado por Carl Zeiss) es un método avanzado para tratar a los pacientes que ya acusan la presbicia. Es una cirugía personalizada y diseñada para disminuir o eliminar la dependencia de gafas para todas las distancias de visión. Utiliza como base la técnica LASIK y se fundamenta en la monovisión: corregimos la graduación del ojo dominante para que pueda  ver perfectamente de lejos y modificamos la graduación del no-dominante para que tenga una buena visión cercana.
En este caso, se trata de una monovisión modificada: consiste en un tratamiento personalizado que, aparte de la graduación del paciente, tiene en cuenta su edad, tamaño de la pupila y aberración esférica de cada ojo, y que busca conseguir un aumento en la profundidad de foco de ambos ojos mediante un perfil de ablación optimizado por frente de onda. Con esto conseguimos que el paciente presente buenas agudezas visuales lejana y próxima (como en la monovisión convencional), pero también buena visión a distancias intermedias. Ésta es la ventaja más importante con respecto a la técnica de monovisión clásica, en la que la visión a distancia intermedia suele estar comprometida. 




Con PRESBYOND® Laser Blended Vision, cada ojo tiene un área de visión nítida que, al solaparse con la del otro ojo, crea una zona de visión a medias distancias donde hay fusión, se conserva la visión binocular y mejora así la sensibilidad al contraste.



Según estudios científicos, entre un 59-67% de pacientes toleran la monovisión convencional, mientras que el Presbyond es tolerado por el 97% de pacientes.
En cuanto al acto quirúrgico en sí, hemos comentado anteriormente que se trata de técnica Lasik y consta de dos pasos: en el primero, mediante un laser de Femtosegundo (Visumax de Carl Zeiss), realizamos la separación de una capita muy fina en la superficie de la córnea. En el segundo paso, se levanta esa capa o flap corneal y se aplica el laser Excimer (Mel 80 de Carl Zeiss) que “talla” la graduación personalizada en el lecho corneal. Posteriormente se repone el flap en su lugar original.

Escrito por el Instituto de Oftalmología Avanzada 
David Medel Del Castillo
Dpto. Optometría Clínica

No hay comentarios:

Publicar un comentario